Una nena de sólo 3 años sufrió importantes quemaduras en el rostro como consecuencia de un accidente doméstico ocurrido en su domicilio, indicaron fuentes policiales.

El hecho se registró en una vivienda ubicada sobre Callejón Herrera, en Santa Lucía, ayer por la mañana.

En un descuido, la criatura alcanzó un termo que contenía agua hirviendo y estaba mal cerrado que se cayó. Como consecuencia, el líquido se derramó sobre su rosto.

 

La madre de la menor, de apellido Font y 32 años, la llevó hasta el Hospital Rawson en un vehículo particular. Allí la niña recibió las primeras asistencias para luego ser trasladada al Hospital Marcial Quiroga.