Estiman Que La Inflación Se Aceleró En Octubre Y Cerró En Torno Al 6,8%

Destacan el impacto que tuvo la suba en los servicios. Para noviembre, si bien se espera un dato menor, alertan que puede jugar en contra el anuncio de Massa sobre un «plan para estabilizar precios» a partir de diciembre por remarcaciones previas.

Después del pico de julio, y aún en niveles elevados, el IPC acumuló dos meses de desaceleración. Sin embargo, esa tendencia se habría cortado en octubre. Es que, según anticipan distintas consultoras privadas, la inflación del mes rondó el 6,8%. Las actualizaciones en distintos servicios, destacaron, empujaron el indicador al alza.

En ese contexto, tal como se desprende de distintos sondeos, los alimentos volvieron a ubicarse por encima del nivel general de precios. De hecho, para algunas firmas este rubro trepó en torno al 7,3%.

Desde Analytica señalaron a este medio que la proyección de la inflación para octubre es de 6,9%. Algo más baja fue para Fundación Libertad y Progreso, que estimó una suba de precios en torno al 6,8%. Misma cifra arrojó el relevamiento de precios minoristas de C&T para GBA. «Fue superior al 6,2% de septiembre y al 3,7% de octubre de 2021. De esta manera, la variación de doce meses subió a 87,4%”, remarcaron desde la firma.

«En octubre el peso de los servicios es uno de los más fuertes en los últimos tiempos, debido a la cantidad e intensidad de aumentos que se han producido en luz, gas, prepagas, colegios privados, telefonía, cable, internet, expensas, entre otros. A su vez, muchos de estos incrementos en tarifas de servicios públicos determinaron incremento de precios en la cadena de valor agregado de las pymes en la producción de bienes», explicó Damián Di Pace, director de Focus Market.

En ese sentido, desde C&T señalaron que “Vivienda fue el rubro de mayor incremento mensual por la combinación de ajustes en electricidad, gas y agua con un nuevo incremento en los salarios de encargados de edificios”.

Salud estuvo motorizado por un nuevo ajuste en las prepagas y el sostenido aumento de los medicamentos. Indumentaria creció algo menos que en septiembre, pero a buen ritmo por el cambio de temporada”, destacaron desde C&T, y detallaron: “Alimentos y bebidas creció 6,4%, con los primeros moderándose levemente respecto de septiembre, pero las segundas aumentando su ritmo de suba”.

Justamente, al analizar la evolución de los alimentos, la canasta que releva la consultora LCG presentó un incremento de 7,2% medido “de punta a punta” en octubre. Los rubros que más subieron en octubre fueron los “productos lácteos y huevos”, que treparon 12,4%; las “verduras” lo hicieron 11,3%, y “los productos de panificación, cereales y pastas”, 9,4%. En tanto, las frutas treparon 7,8% y las carnes, 5,4%.

Para Focus Market, en tanto, los alimentos subieron 7,3%. «Los productos de consumo masivo han tenido un fuerte incremento de dos dígitos en varias categorías básicas como alimentos, bebidas, artículos de limpieza e higiene personal. La contracara de esta suba de precios es la caída del consumo en bocas de cercanía. Los ingresos de los argentinos están marcados por la informalidad o independientes, mientras el foco del sector público está puesto en los asalariados registrados. En el primer caso, la pérdida del poder adquisitivo real es del 7% en lo que va de 2022″, señaló Di Pace.

La inflación está encontrando un piso muy inflexible a la baja del 6% para los próximos meses. Mientras el presupuesto prevé una inflación del 60% para 2023, consultoras privadas y el FMI la proyectan entre 90% y 95%. Aún quedan muchos precios relativos de la economía a corregir, entre ellos el tipo de cambio oficial, que aceleró en el último mes su proceso devaluatorio al 6%, aún por debajo de la inflación del período. Mientras la inflación estará cercana al 90% interanual en octubre, el tipo de cambio se devaluó 55%”, concluyó Di Pace.

Qué se espera para noviembre

Si bien algunas proyecciones privadas dan cuenta de que la inflación se desaceleraría en noviembre y se ubicaría en torno al 6,5%, el anuncio de un congelamiento de precios realizado por Sergio Massa podría, paradójicamente, sumarle presión a los precios de este mes.

Es que el ministro de Economía adelantó que se implementará un “plan para tratar de estabilizar precios al consumidor en general, en un bloque de cuatro meses”, que iría desde diciembre hasta marzo.

El hecho de adelantar este tipo de medidas, señaló un economista, puede dar el margen para que muchos de estos productos que entrarán en el congelamiento suban a un ritmo todavía mayor antes de que la medida se ponga en marcha.

Es que, tal como resumió el analista, cuando se adelanta una medida de este tipo, “quienes toman decisiones reaccionan”. “Tenés que sorprender y no dar tiempo a reaccionar para que algo que busque cortar la inercia tenga efecto”, destacaron.

Massa indicó que el objetivo de este programa es «que permita que la gente vaya al supermercado con cierta tranquilidad y seguridad», en cuanto a los precios de productos de higiene personal, alimentos y de consumo masivo. El acuerdo, detalló, es “por cuatro meses con un grupo que representa el del 86% de lo que consumimos sin que se muevan (los precios)».

Fuente: ÁMBITO

Por: Graciela Herrera

Los comentarios están cerrados.