Campaña sindical a favor de Kicillof enfrenta a los hermanos Moyano

Pablo se pronunció por la reelección del gobernador y Facundo, enfrentado al mandatario por un conflicto en los peajes, lo refutó.

3
El inicio de una campaña del sindicalismo oficialista a favor de la reelección del gobernador bonaerense, Axel Kicillof, encontró en veredas enfrentadas a los hermanos Pablo y Facundo Moyano. Mientras el mayor de los dos, el cosecretario general de la CGT y líder de Camioneros hizo público su apoyo a la continuidad del mandatario provincial, el exdiputado nacional y dirigente de Peajes (Sutpa), enfrentado a Kicillof por un conflicto gremial, adelantó que no le dará respaldo y cuestionó el resultado de sus tres años de gestión.

Además del mayor de los Moyano, la postulación de Kicillof para un nuevo mandato ya cuenta con la adhesión de la CTA de los Trabajadores, con Hugo Yasky y Roberto Baradel al frente, y de la Corriente Federal de Trabajadores (CFT), el espacio de la CGT que lidera el bancario Sergio Palazzo y que tiene como otro de sus referentes al curtidor Walter Correa, actual ministro de Trabajo bonaerense. Los tres espacios son los mismos que desde hace varios meses coordinan acciones políticas y sindicales en línea con Cristina de Kirchner y a espaldas de los sectores mayoritarios de la CGT.

Pandemia

“Vamos a laburar con todo para que Axel siga siendo gobernador, es el que mayores chances tiene. Más allá de la pandemia y lo que pasó ha podido equilibrar las finanzas, ha inaugurado muchísimas obras y la gente lo va a reconocer, no veo otro candidato en la provincia”, dijo Pablo Moyano el fin de semana en AM 750. La relación entre Camioneros y el gobernador tuvo un hito al inicio de la pandemia cuando la administración bonaerense firmó un acuerdo con el sindicato para propiciar la apertura del sanatorio Antártida (por años estuvo pendiente su inauguración) y alojar allí a pacientes de coronavirus residentes en la provincia.

Las declaraciones radiales molestaron a Facundo Moyano, envuelto desde hace meses en un conflicto con la provincia de Buenos Aires con la empresa Aubasa, que administra los peajes a la costa bonaerense y está controlada por el Ejecutivo local. “Yo no voy a apoyar a nadie. No veo proyecto en ningún lado. El conurbano bonaerense tiene 50% de pobreza, según la UCA, y la política se mide por los resultados. Además el Gobierno de la provincia pidió que le saquen la personería gremial a un sindicato. No sé donde hay peronismo, pero ahí seguro que no. Los hechos hablan”, le dijo anoche a este diario el secretario adjunto del Sutpa.

No es la primera vez que los hermanos discrepan públicamente. A mitad del año pasado Facundo cuestionó a Pablo por su idea de promover movilizaciones y protestas contra los formadores de precios en medio de una espiral inflacionaria. En aquella oportunidad dijo que en la gestión de Cambiemos su hermano cuestionaba al macrismo por el alza de precios y que en los años de la administración del Frente de Todos evitó criticar al Ejecutivo por la misma razón. Más adelante, hacia fin de año, el menor le endilgó a Pablo acoplarse a las ambiciones políticas de La Cámpora y poner Camioneros al servicio de ese proyecto. En ambas oportunidades el hermano mayor evitó contestarle.

Respecto de la posible postulación de Kicillof, el exdiputado por el Frente Renovador añadió: “hablar de candidaturas en enero, después de un año con 100% de inflación y 50% de pobreza en el conurbano? Yo, paso. El día en que el peronismo decida discutir un proyecto de país y no un proyecto de poder ahí estaré. Si renuncié a la banca lo hice para hablar con libertad, sin deberle nada a nadie. A los únicos que les debo respeto es a los laburantes”.

En paralelo, la campaña de gremios a favor de Kicillof promete tomar forma durante el verano. Ya en diciembre la CTA bonaerense había lanzado una proclama en ese sentido tras un acto de asunción de nuevas autoridades. Allí estuvieron presentes, además de Baradel (secretario general de la seccional) y de Hugo Yasky (titular a nivel nacional) estuvieron los ministros Correa (que proviene de la Corriente Federal de la CGT) y Estela Díaz, responsable del área bonaerense de Mujer y dirigente de CTA.

FUENTE: AMBITO

OPERADOR: ANA PAULA CARRASCO

Los comentarios están cerrados.