Edenor y Edesur: el nuevo cuadro tarifario, con bajas promedio del 7% para el Nivel 1

El interventor del ENRE, Walter Martello, precisó que para los usuarios de la categoría R2 – cerca del 70% del total en el área de cobertura de las dos distribuidoras- el recorte en las facturas será de «alrededor de $ 1.000 y, en el caso de los mayores consumos, casi $ 4.500».

El Ente Nacional Regulador de la Electricidad (ENRE) aprobó los nuevos cuadros tarifarios residenciales de los usuarios de las distribuidoras Edesur y Edenor, con una baja promedio del 7% para el Nivel 1 de ingresos altos, que llega hasta el 8% para determinados niveles de consumo de los usuarios de ingresos medios.

Los nuevos cuadros tarifarios rigen desde el 1° de noviembre hasta el 31 de enero de 2024 y están detallados en los anexos de las resoluciones 783/2023 y 784/2024, publicadas este lunes en el Boletín Oficial.

El interventor del ENRE, Walter Martello, precisó que para los usuarios de la categoría R2 – cerca del 70% del total en el área de cobertura de las dos distribuidoras- el recorte en las facturas será de «alrededor de $ 1.000 y, en el caso de los mayores consumos, casi $ 4.500».

En declaraciones a Télam, Martello explicó la baja tarifaria en que «la Argentina empezó a funcionar con otra matriz y no tiene que adquirir los elementos para generar energía, producto de Vaca Muerta y el mayor caudal que hay en las hidroeléctricas y eso obviamente motiva el abaratamiento del costo de la energía».

«El complejo de Vaca Muerta va a traer, entre muchos beneficios, la posibilidad que la Argentina genere energía más barata«, puntualizó, además de advertir las eventuales consecuencias de la aplicación de la tarifa plena propuesto desde la oposición.

Al respecto, remarcó que «cuando se plantea que se va a un esquema de tarifa plena, la gente tiene que saber que para que eso suceda, un jubilado que está pagando hoy entre $ 2.500 y $ 3.000, va a pagar $ 10.000, $ 12.000 en el mejor de los casos«.

«Este esquema ya lo vivimos en la etapa del macrismo, cuando los aumentos llegaron al 2.500%», indicó.

Martello puntualizó que «todos somos conscientes de que la energía en la Argentina sigue siendo barata, pero no se puede entrar de una forma tan violenta (a un esquema libre de subsidios) que excluya del derecho a la energía a millones de personas«.

Asimismo, recordó «lo que determinó la Corte Suprema de Justicia -que parece que algún candidato se olvida-, que las tarifas tienen que ser accesibles para la sociedad», en alusión al fallo Cepis de 2016.

«Con relación al cuadro vigente en el período al 31 de octubre de 2023, la categoría residencial Nivel 1 disminuye en promedio un 7%», indicaron ambas resoluciones en sus considerandos.

La disminución también es del 7% para los Grandes Usuarios de Distribuidora (con demandas mayores a los 300 kW), en tanto en baja y media tensión el recorte es del 8%, mientras las facturas de los usuarios T2 y T3 baja y media tensión tampoco sufren variaciones.

Además no habrá cambios para los usuarios residenciales de Nivel 2 (bajos ingresos), al igual que las entidades de Bien Público, en tanto los del Nivel 3 (ingresos medios) no tendrán variaciones para consumos de hasta 400 kwh por mes, favoreciéndose con las bajas a medidas que superen ese umbral, ya que el excedente se computa del mismo modo que el Nivel 1. En ese último caso, las resoluciones indican que «a partir del R4 las disminuciones promedio van del 1% al 6%».

De esta forma, los usuarios del Nivel 2 pagarían en promedio un 67% menos que los del Nivel 1, diferencia que en el caso de los del Nivel 3 sería en promedio del 60%, aunque a medida que aumenten sus consumos ese porcentaje irá decreciendo hasta llegar al 9%.

El ajuste a la baja de la tarifa sin subsidio que corresponde al Nivel 1 (y a los excedentes del Nivel 3) se resolvió luego de que la Secretaría de Energía dispusiera a partir del 1 de noviembre una disminución del 9% para el precio estacional de la energía, mediante la resolución 884/2023.

La tarifa media de Edesur pasó a ser de $ 21,899 por kwh, con una disminución del 2,64% respecto del valor vigente al 31 de octubre, en tanto para Edenor quedó en $ 22,327 por kwh (-2,79%).

A modo de ejemplo, para un usuario de Edesur Nivel 1, el cargo variable de 0 a 150 kwh bajó de $ 28,804 a $ 26,422 (-8,27%), de 151 a 325 de $ 28,864 a $ 26,482 (-8,25%) y de 326 a 4090 kwh de $ 29,162 a $ 26,781 (-8,16%).

El mismo caso para un usuario de Edenor mostró una baja del 8,28% para el cargo variable de 0 a 150 kwh (de $ 28,773 a $ 26,391), del 8,25% de 151 a 325 (de $ 28,879 a $ 26,497) y del 8,16% para los cargos variables de 326 a 400 kwh (de $ 29,193 a $ 26,811).

En cuanto a la normalización del sistema, Martello señaló que «va a llevar tiempo», al tiempo que apeló a «generar una nueva cultura energética» con el ahorro por parte de la ciudadanía, «para que el costo de la energía en nuestra canasta de consumo sea menor».

Fuente: TÉLAM
Por: Graciela Herrera

Los comentarios están cerrados.