Naciones Unidas aseguró este viernes que no tiene conocimiento de que se esté llevando a cabo ningún programa de armas biológicas en Ucrania, después de que Rusia alegara la existencia de tales armas.

El adjunto al Alto Representante para Asuntos de Desarme de la ONU, Thomas Markram, detalló que Naciones Unidas no tiene constancia de este tipo de armamento y que “sigue siendo hoy en día” ese caso, agregando que el organismo no tiene “ni el mandato ni la capacidad técnica u operacional para investigar esta información”.

Además, Markram señaló a Rusia que la Convención sobre la prohibición del desarrollo, la producción y el almacenamiento de armas bacteriológicas contiene varias medidas de recurso más adecuadas para hacer frente a situaciones en las que los Estados tienen preocupaciones.

Por su parte, el representante de Rusia en el Consejo de Seguridad de la ONU, Vasili Nebenzia, señaló que su delegación solicitó una reunión “por tercera vez” sobre estas actividades biológicas por parte de Kiev debido a que “Estados Unidos está directamente involucrado en proyectos biológicos peligrosos que apuntan a un programa militar secreto”.

El adjunto al Alto Representante para Asuntos de Desarme del organismo, Thomas Markram, respondió ante los señalamientos por parte de Rusia sobre el desarrollo de armas biológicas en UcraniaEl adjunto al Alto Representante para Asuntos de Desarme del organismo, Thomas Markram, respondió ante los señalamientos por parte de Rusia sobre el desarrollo de armas biológicas en Ucrania

Según Nebenzia, estas actividades se están llevando a cabo el centro de Europa del Este y en las fronteras occidentales de Rusia, lo que “representa una amenaza para la bioseguridad de su país, la región y el mundo”.

“No hay información sobre esto en los informes estipulados por la Convención de Armas Biológicas de Ucrania o de Estados Unidos, como lo confirmó Markram. Prevenir esa actividad peligrosa solo es posible a través de nuestra operación militar especial”, indicó.

Asimismo, Nebenzia sostuvo que, en los dos meses transcurridos desde la reunión anterior del Consejo de Seguridad, su delegación ha recibido “muchas pruebas” a través de la toma de muestras de agua de los ríos que fluyen por Ucrania.

Tras estas declaraciones, los representantes de otros Estados miembros del Consejo de Seguridad han pedido “seriedad” a Rusia y han instado al representante ruso en el Consejo a que use el procedimiento adecuado para este tipo de casos.

“Saben tan bien como nosotros que ninguna de sus excusas para invadir Ucrania tiene base alguna”, expresó el representante británico ante la ONU, Fergus John Eckersley. “Seamos serios aquí y volvamos a los hechos”, añadió el representante francés, Nicolas de Rivière.

Por su parte, el representante estadounidense ante la ONU, Richard Mills, indicó que, “una vez más”, Rusia está utilizando el Consejo de Seguridad de la ONU para “esparcir desinformación y noticias falsas sobre Ucrania”.

Por: Rodo Galdeano
Fuente: Infobae