A las 15 horas el termómetro marcaba 14.2°C, con una humedad del 41%, el cielo nublado, viento del Sur a 5 km/h y una tímida llovizna.

Este tiempo inestable, según lo pronosticado por el SMN, no se extenderá, pues para mañana jueves se espera la vuelta del sol.

La mínima prevista para mañana es de 4°C, y la máxima de 20°C. Las temperaturas agradables se extenderán hasta el sábado, pues para el domingo, lunes y martes se esperan máximas de apenas 9°C.

Op. Alejandro Echegaray