Marcelo D’Alessandro y Silvio Robles, testigos estrellas del juicio político a la Corte Suprema

El bloque del Frente de Todos en Diputados presentó el juicio político contra la Corte. Los cuatro supremos tendrán que enfrentar la acusación de "mal desempeño en sus funciones". El presidente del tribunal Horacio Rosatti tiene como agravante las andanzas de su operador Silvio Robles.

8

Apenas unas horas después de que se publicara la convocatoria a extraordinarias, la bancada oficialista en la Cámara de Diputados oficializó la presentación del pedido de juicio político contra los cuatro jueces de la Corte Suprema. En el escrito de 410 páginas, les diputades del Frente de Todos no solo se valieron de las acusaciones por “mal desempeño” que ya habían presentado el presidente con los gobernadores, sino que le sumaron dos condimentos con el objetivo de ampliar la investigación: el fallo “Muiña” del 2×1 para genocidas y las irregularidades en el manejo de la Obra Social del Poder Judicial. Una vez que comience el proceso de investigación, la Comisión de Juicio Político convocará a comparecer a una treintena de testigos, entre los que se incluye a Marcelo D’Alessandro y Silvio Robles (los protagonistas de los chats filtrados). En la iniciativa, les diputades piden también citar a los cuatro jueces de la Corte. Si bien en el FdT hay expectativa de poder ver desfilar a Horacio Rosatti, Carlos Rosenkrantz, Juan Carlos Maqueda y Ricardo Lorenzetti por los pasillos de la comisión, los supremos no estarán obligados a asistir.

410 hojas, 35 testigos invitados, 18 piezas de archivo documentales, 13 pedidos de informes a organismos públicos e incontables disquisiciones doctrinarias: el proyecto oficial de pedido de juicio político contra los cuatro jueces de la Corte Suprema ingresó formalmente a la mesa de entrada de la Cámara de Diputados y envió la señal de largada que faltaba para que comience el proceso de destituciónLa primera reunión de la comisión de Juicio Político, que preside Carolina Gaillard, será el 26 de enero (una vez que haya finalizado la cumbre de la CELAC y la visita de Lula).

En este primer encuentro el oficialismo buscará aprobar la “admisibilidad” de las denuncias que se realizan en todos los pedidos de juicio político contra jueces de la Corte que se hay en la comisión (hay, incluso, uno de la Coalición Cívica). El FdT cuenta con 16 de les 31 diputades integrantes de la comisión, por lo que se descuenta que no tendrá problema para aprobar el sumario que dará inicio a la investigación. Existieron varias conversaciones informales entre la conducción del FdT y les integrantes oficialistas de la comisión para asegurarse que así fuera.

La lista de testigos

Una vez que comience el proceso de recolección de pruebas, se citará a testigos y especialistas a comparecer en la comisión. Según sostiene la iniciativa, se exigirá la presencia de unas 37 personas que estarán obligadas a presentarse. Dos nombres encabezan el listado: el vocero de Rosatti, Silvio Robles, y el ministro de Seguridad porteño, Marcelo D’Alessandro. Y es que una parte importante de la investigación estará centrada en el contenido de los (supuestos) chats que los tienen como protagonistas. Para el FdT, la “espuria convivencia” entre ambos es una prueba cabal de la forma en la que la Corte Suprema coordinaba fallos judiciales con el gobierno porteño para beneficiar a Juntos por el Cambio (y a Horacio Rodríguez Larreta en particular).

También serán citados Rosatti, Rosenkrantz, Maqueda y Lorenzetti en calidad de denunciados. La diferencia es que, de acuerdo al reglamento interno de la comisión, los supremos pueden decidir ausentarse y enviar, en cambio, un escrito de defensa. Cabe destacar que no son muchos los dirigentes oficialistas que crean que vayan a terminar compareciendo.

En el caso de los testigos, en cambio, estos sí están obligados. El plato fuerte será la presencia de D’Alessandro y Robles, pero también estarán convocados algunos dirigentes -como los 11 gobernadores que suscribieron el pedido original de juicio político, el procurador del Tesoro, Carlos Zannini, y el ministro Eduardo “Wado” De Pedro-, así como también juristas -Eugenio Zaffaroni y el español Baltasar Garzón- y peritos. Serán citados también funcionarios de la Corte Suprema y las Abuelas y Madres de Plaza de Mayo.

FUENTE: PÁGINA 12

OPERADOR: ANA PAULA CARRASCO

Los comentarios están cerrados.